CARGANDO...

“Confíen en mi palabra, en Bolivia sólo jugaré en Bolívar”
Llevó el cintillo de capitán, fue el goleador de los académicos, Juan Miguel Callejón Bueno dijo adiós a la Academia. Espera volver en algún momento.

“Confíen en mi palabra, en Bolivia sólo jugaré en Bolívar”

Lunes 30, diciembre 2019

Pagina Siete

Llevó el cintillo de capitán, fue el goleador de los académicos, Juan Miguel Callejón Bueno dijo adiós a la Academia. Espera volver en algún momento.

Paola Calle / La Paz

“Pocas veces vi tanto dolor por un ídolo que se va”. Un experimentado hincha de la Academia opina en medio del llanto y de los interminables “Juanmi, no te vayas” y “gracias, Matador” que se escuchan en las gradas del mítico Hernando Siles. Juan Miguel Callejón Bueno deja su casa. Deja su Bolívar.

El español más querido por el bolivarismo repite una y otra vez las dolorosas despedidas por donde se presenta. “Bolívar es tu casa, no te vayas”, reitera la gente que lo ve pasar en el aeropuerto de El Alto, antes de partir a casa.

“Los llevo en el corazón”, dice el Matador, quien fracasa en su intento por disimular su tristeza.
La hinchada de la curva norte despide a su ídolo.
Foto: Freddy Barragán / Página Siete

Sus ojos lo delatan. Son la evidencia de una noche de insomnio. Pero se esfuerza y aclara: “Confíen en mi palabra, en Bolivia sólo jugaré en Bolívar”.

Elogiado por sus compañeros y directores técnicos como un gran profesional dentro de la cancha, amado por los hinchas por la calidad de jugador y persona, Callejón deja atrás casi seis años de historia en el club más laureado de Bolivia.

El sábado 28 de diciembre, los celestes le dicen adiós a su goleador… “No te vayas, Juanmi”, corea la hinchada. “Gracias, Matador”, se oye en el coloso de Miraflores, donde la Academia juega con Royal Pari, por la última fecha del torneo Clausura.

Callejón sale al campo de juego a las 15:55 con la indumentaria habitual, la celeste, con la 15 en la espalda y el cintillo de capitán de muchas batallas. Le cuesta decir adiós. Recibe un reconocimiento de la dirigencia de Bolívar, que lo invita a rememorar sus goles en el Hernando Siles, sus vueltas olímpicas, los festejos en los arcos norte y sur, los abrazos de gol junto a sus compañeros.

¿Contener las lágrimas? Imposible para el español. De la curva norte desciende una bandera que dice: “Gracias, Juanmi”. 133 goles con Bolívar, pieza elemental en la Copa Libertadores de 2014, el cuarto máximo goleador de los celestes; recuerdos, momentos vividos y un final que nadie espera. Callejón le dice hasta pronto a su Bolívar.
Un niño se arrodilla y llora ante Callejón.
Foto:Captura

Al final del partido, Callejón va a la curva norte para agradecer el cariño de su hinchada. Pone la mano derecha en el escudo de la polera como símbolo de agradecimiento. Al ingresar a los vestidores, Callejón llora. Un pequeño lo espera y se arrodilla ante él para pedirle “no te vayas”. El ídolo, uno de los más grandes de la historia celeste, recuerda después lo sucedido. “No me lo esperaba, me escribieron de España, eso dio vueltas al mundo y ese pequeño me robó el corazón, no lo podía creer, increíble, los voy a extrañar, los llevaré en el corazón a todos los bolivaristas”. “Crean en mi palabra, yo en Bolívar sólo jugaré en Bolívar, esperemos volver pronto”, reitera Callejón antes de subir al avión que lo lleva a su país, junto a su familia.

Juan Miguel, ¿fue difícil tomar esta decisión?

Sí, muy difícil. Estuvimos muchos días pensándolo, no sabíamos qué hacer, pero al final creo que había que tomar la decisión, y la vida continúa, allá donde esté por supuesto que voy a ser un hincha más del Bolívar, alentando por supuesto siempre cuando juegue.

Sus compañeros lo extrañarán

(Piensa) Bueno… , agradecer a los chicos, a todos mis compañeros que he tenido durante todos estos años que me han hecho vivir momentos especiales, momentos únicos que me llevo en el recuerdo y ojalá Bolívar siga ahí en la cima, ganando títulos, ojalá que tengan una buena copa y le den alegría a la gente.
Guido Loayza con el español, el sábado en el Siles.
Foto:Freddy Barragán / Página Siete

Tuvo una gran campaña vistiendo la celeste, pero, ¿qué pasará con Callejón y su futuro?

Sí, son muchos partidos, muchos goles, muchas alegrías y, bueno, sobre todo, valorar el cariño de toda la gente; es un cariño inmenso y, bueno, dentro de poco van a saber: no me quedo en Bolivia ya lo dije ayer (sábado) a varios medios que en el único equipo en el que iba a jugar en Bolivia es Bolívar y lo siento así, sí es cierto que he tenido otras llamadas de otros clubes de Bolivia, pero mi intención era firme y dentro de poco van a saber dónde juego.

Algunos apuntaron a César Vigevani como el causante de su salida, ¿cómo fue su relación?

No, nunca hubo un quiebre, absolutamente nada, creo que hemos demostrado durante todo el año, con el campeonato obtenido el semestre pasado y con este semestre que antes de empezar ya nos daban por muertos, que Bolívar no iba a luchar nada; hemos estado hasta la última semana peleando por el título y, bueno, al final la gente opina, es libre de opinar y sí es cierto que un sector de la afición estaba en contra de él, pero, nosotros, como grupo interno, no hemos tenido problema con él.

Pasaron muchos técnicos, ¿qué puede rescatar de ellos y de César Vigevani?

Cada uno te enseña una cosa, ellos (cuerpo técnico de Vigevani) venían de un equipo pequeño, de Sport Boys, y se ven en la obligación, aquí en Bolívar, de ganar, la gente es muy exigente, la gente quiere que ganemos, quiere que gustemos, quiere que goleemos, no es fácil, pero al final me quedo con un año muy exitoso, aparte de no haber podido en este semestre conseguir el título, creo que a nivel estadístico ha sido superable con 116 puntos que hemos hecho en todo el año, 140 goles en todos los partidos que hemos jugado yo creo que el año es exitoso, pese a no haber conseguido el título ahora (torneo Clausura), pero lo fundamental es que se ha conseguido el título (Apertura), que es lo favorable.
Callejón disputa su último partido con la Academia, el sábado pasado.
Foto: Freddy Barragán / Página Siete

¿Defender este club es muy difícil?

Sí, es muy difícil, después de muchos años, muchas historias vividas, al final creo que la decisión es mirar para adelante, mirar para el futuro, ahora mismo pienso descansar porque ha sido prácticamente después que se reinició el torneo jugar cada tres o cuatro días, no es fácil. Creo que se ha notado mucho el bajón de muchos equipos y lo importante es que hemos estado peleando hasta el final y no ha podido ser, pero ahora quiero descansar, estar unos días con la familia, celebrar; los echo de menos y ojalá que el año 2020 sea un año productivo para todos.

Cuando llegó la primera vez dijo que venía para hacer historia. ¿Siente que lo hizo?

Sí, sí fueron esas las palabras, creo que un poquito de historia de Juan Miguel Callejón se queda en Bolívar, no sólo a nivel estadístico, ni numérico; aquí la persona cuenta más que la profesión de cada uno y como lo he dicho antes. Yo intento ser siempre humilde y creo que la gente ya me conoce cómo soy, ellos saben que no cambio, que en todo momento siempre intenté ser de la misma manera.

¿Cómo se queda la relación con la dirigencia?

La relación con la dirigencia fue buena y es buena, no tuve ningún encontronazo con nadie, y en esta salida simplemente no se llegó a un acuerdo y, bueno, también por temas familiares decidimos tomar esta decisión.

¿Qué le dice al hincha celeste en esta despedida?

El hincha celeste sabe lo que siento y sabe lo agradecido que estoy con ellos, uno trata de dar todo en el campo, por todo el cariño que dan ellos, por todas las horas que pasan en el estadio, incluso viajando a otros estadios, pero la verdad ese sentimiento me lo llevo, quedará guardado para mí, la verdad, quiero dar las gracias en mayúscula a los que siempre han estado en los malos momentos y han estado en los buenos y agradecerles infinitamente de corazón todo.

¿Volverá?

No lo sé, vamos a ver si en un futuro cercano volvemos por aquí, pero muchas gracias por todo, gracias de corazón.

HOJA DE VIDA

Nombre Juan Miguel Callejón Bueno.
Lugar y fecha de nacimiento En Motril, Granada, el 11 de febrero de 1987.
Trayectoria Jugó en los españoles Real Madrid C, B, Mallorca, Albacete, Córdoba y Hércules, el griego Levadiakos, el árabe Al-Ettifaq y Bolívar.

“Las opiniones expresadas en esta noticia son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de bolivar.com.bo”

Bolivar
Búsqueda personalizada
PROXIMO PARTIDO
Atletico Palmaflor VS
visitante
Torneo Apertura 2020
Club Bolívar

 


 

PARTIDO ANTERIOR

Oriente Petrolero 3 : 4
VS

Torneo Apertura 2020
Club Bolívar